Pintura por amor a la naturaleza.

pintura por amor a la naturaleza scaled

En nuestro mundo agitado y cotidiano, ¿quién no se detiene un momento y anhela la paz y la serenidad de la Naturaleza? Estamos muy complacidos con la calidad siempre cambiante de la Naturaleza, desde nuestras primeras impresiones del mundo natural al ver a nuestras madres cultivando un jardín y eligiendo alimentos de temporada hasta nuestras observaciones de criar un gatito o un cachorro que alguien nos da. Las pinturas de la naturaleza traen todos estos recuerdos a una vida preciosa, y cuando somos lo suficientemente maduros para tener nuestro propio hogar, deseamos tener una pintura de la naturaleza que nos recuerde esos preciosos recuerdos. La pintura de la naturaleza adquiere aún más encanto si vivimos en un apartamento, separados la mayor parte del día de la Naturaleza. No es de extrañar que los habitantes de los apartamentos a menudo fijen su atención en las plantas de interior y las mascotas pequeñas, porque nuestros deseos internos salen a la luz cuando visitamos una guardería o una tienda de mascotas. Queremos naturaleza y podemos comprarla en forma de arte que eleva nuestras almas.

Sí, digamos, pero ¿qué forma queremos que tomen nuestras pinturas naturalistas? Se puede hacer una «pintura» en una placa de pizarra, un trozo de madera con nudos, una bola de espejos, y todos estos son atractivos a su manera, pero la pintura tradicional sobre lienzo ocupa el menor espacio posible debido a su adherencia a la hoja. paredes simples. ¡Las paredes también merecen un poco de decoración! Así que refinemos nuestros criterios y elijamos una pintura en lienzo. ¿Donde empezar? Primero, decida qué combinación de colores desea complementar, el amarillo soleado de una cocina o los tonos fríos de un dormitorio. Es posible que el color en sí sugiera un tema: un estudio terminado con cortinas y cojines de color naranja encontrará una afinidad natural en los colores del otoño: óxido, oro, sombra. La cocina soleada antes mencionada se verá realzada por tonos de follaje verde o tonos de flores, como el rosa o el rojo. Una habitación con los extremos más fríos del espectro se beneficiará de un toque complementario de púrpura o incluso índigo, lo que aumentará el interés.

La siguiente pregunta podría ser: ¿qué tamaño queremos para nuestra pintura de la naturaleza? ¿Es cómoda la habitación con un diseño de pared triple, es decir, la visión de un pintor de un bosque escénico, dividido en tres piezas enmarcadas? Eso enorgullecería a una sala de estar, pero la misma fórmula no se puede aplicar a un pasillo pequeño o una habitación más pequeña. El enfoque panorámico necesita un espacio adecuado para retroceder y verlo completamente. No, para un área más pequeña, una pintura naturalista en miniatura, tal vez la de una sola margarita en un campo verde, llena la factura. Puede tener un marco de filigrana elaborado para darle interés, pero la obra de arte en sí debe ser pequeña.

Una pintura natural para su hogar aumentará su apreciación del entorno exterior y lo hará aún más ansioso por experimentarlo nuevamente. Tenga cuidado al elegir su pintura natural, ya que se convertirá en una verdadera declaración de su sensibilidad y elevará la cultura de su hogar.