Consejos para construir una relación saludable con su cónyuge

Construir una relación saludable con su cónyuge es la clave para un matrimonio duradero. El matrimonio necesita ser alimentado para durar. Un matrimonio duradero no es algo que se pueda lograr de la noche a la mañana. Las parejas deben trabajar todos los días para que su matrimonio sea fuerte y saludable. Con las crecientes exigencias de la vida matrimonial y la llegada de los hijos, las parejas deben seguir nutriendo su relación para hacerla perdurar y sobrevivir a las diferentes etapas de su vida matrimonial.

¿Pueden los siguientes consejos ser muy útiles para construir una relación saludable con su cónyuge?

Me comprometo. Las parejas que se comprometen a perseverar y cuidarse el uno al otro frente a las dificultades están destinadas a durar. Para construir una relación saludable con su cónyuge, debe estar comprometido con su matrimonio y ser fiel a su promesa. Recuerde que las parejas se han comprometido a amarse por los más ricos y por los más pobres en enfermedad y salud. El compromiso es un vínculo que puede mantener intacto un matrimonio. Los divorcios van en aumento, lo que significa que muchas parejas no pueden cumplir sus votos por falta de compromiso. Si las parejas están comprometidas entre sí, se puede prevenir el divorcio.

Habilidad para manejar conflictos matrimoniales. Es común que las parejas experimenten conflictos y problemas en su matrimonio, pero no es la ausencia de conflicto lo que hace que la relación dure, sino cómo las parejas manejan los conflictos en su matrimonio. Los problemas maritales comunes son problemas de dinero, falta de tiempo, problemas con el trabajo mutuo, celos y problemas de crianza. Para construir una relación saludable con su cónyuge, necesita saber cómo resolver sus problemas maritales de una manera que fortalezca el matrimonio. Debe saber cómo pelear de manera justa, cómo transigir y cómo perdonar a su cónyuge para resolver los conflictos en su matrimonio y hacer que la relación dure.

Tómense un tiempo para disfrutar de la compañía del otro. Antes de los amantes de la boda, generalmente pasan tiempo juntos en las citas para disfrutar de la compañía del otro y hablar entre ellos casi todos los días. Pero después del matrimonio, la mayoría de las parejas pasan cada vez menos tiempo juntos, quizás debido a las crecientes responsabilidades de criar una familia y las crecientes exigencias de su propio trabajo. Lo que es aún peor es que las parejas a menudo se ignoran aunque compartan la misma habitación. Para construir una relación saludable con su cónyuge, deben pasar más tiempo a solas. Pasar más tiempo de calidad juntos ayudará a fortalecer su matrimonio. Cultive un interés común o encuentre algo que ambos disfruten hacer, como cierto pasatiempo o deporte. Crear y compartir nuevas experiencias y recuerdos es importante si desea mantener su matrimonio saludable. También es importante hacer una cita nocturna regular. Es un gran error que las parejas dejen de salir porque la ausencia de romance en un matrimonio puede hacer que la relación sea aburrida e inestable.

Crecer individualmente. Si bien es saludable para la relación cultivar intereses comunes, es igualmente importante crecer individualmente. Todos necesitamos ser nuestra persona y crecer como individuos para contribuir más a nuestras relaciones. Eso sí, en todo lo que hagas, tienes que tener en cuenta que estás casado y que hay unos límites que tienes que respetar. Crecer individualmente en una relación significa aprender más sobre uno mismo y los demás y explorar el mundo respetando su matrimonio. Para amar a tu cónyuge, también debes amarte a ti mismo. También es saludable que la relación apoye los intereses del cónyuge. Al construir una relación saludable con su cónyuge, es importante permitir que el cónyuge crezca individualmente.